Homepage - Trabajadoras sexuales - Anticoncepción - Esterilización
lista
Trabajadoras sexuales

Esterilización

Si (ya) no deseas tener hijos, te puedes hacer esterilizar. 

  • La esterilización se hace mediante una operación. 
  • En los varones la operación es más simple que en las mujeres. 
  • Una vez efectuada la esterilización, la mujer es infértil de inmediato. 
  • En los varones , cabe la posibilidad de que se produzca semen fértil durante las primeras seis semanas posteriores a la operación.

La esterilización puede constituir una solución permanente para prevenir el embarazo en las mujeres que están seguras de no querer (más) hijos. 

  • La esterilización implica que se cierran las trompas de Falópio. 
  • Los óvulos ya no llegan hasta el útero y los espermatozoides ya no pueden alcanzar el óvulo. En otras palabras, ya no puede producirse la fecundación.
  • Existen dos métodos de esterilización: a través de la pared abdominal o de la vagina. Ambas intervenciones se efectúan en el hospital.

¿Cómo se desarrolla una esterilización?

  • En las mujeres, la esterilización se hace bajo anestesia. 
  • El médico hace dos pequeños cortes. Uno cerca del ombligo y uno al borde del vello púbico. 
  • En general puedes regresar a casa el mismo día o al día siguiente. Posteriormente, te puede doler el estómago durante unos días y es posible que te sientas hinchada. Ello no representa un problema. 
  • Procura  estar tranquila los primeros tres días. 
  • Al cabo de diez días te retirarán los puntos de sutura.

 ¿Cuándo estás protegida contra el embarazo?

Normalmente estarás protegida contra el embarazo inmediatamente después de la operación.

¿Qué efectos trae la esterilización?

  • Hay un riesgo pequeño de tener complicaciones. 
  • Si te da fiebre o si te sientes enferma, si te da un dolor persistente y en aumento en el vientre o los hombros, si el vientre se te pone duro, o si las heridas segregan pus, ponte en contacto con tu médico.

¿Cuáles son los riesgos de la esterilización?

  • La esterilización no conlleva riesgos para la salud. 
  • Tus hormonas siguen funcionando, en otras palabras no influye en tu menstruación o libido.
  • Sin embargo es importe que converses muy bien con tu médico ya que se trata de una forma definitiva de anticoncepción.
  • Pocos médicos elegirán este método si aún eres joven.